labolsa.com

Regístrate gratis

AGENDA FINANCIERA 23 de Enero de 2012

Renta 4 el 23 de Enero de 2012, 08:00.

De cara a la semana del 23 al 27 de enero, las referencias a tener en cuenta serán numerosas. En Estados Unidos, atentos a: 1) primer dato del PIB 4T11 y sus componentes, 2) reunión de la FED sobre tipos de interés (mantenimiento en mínimos históricos 0-0,25% esperado) y 3) índice manufacturero de enero con el de Richmond y la Fed de Chicago. En Europa destacamos los PMIs de servicios, manufacturero y compuesto en la Eurozona, Alemania y Francia, también en Alemania será importante la encuesta IFO de enero y en Reino Unido el primer dato de PIB 4T11 que se espera muestre contracción en evolución trimestral. En Japón, destacamos la balanza comercial de diciembre y los datos de IPC del mismo mes.

El lunes, en Estados Unidos no tendremos citas de interés. En Europa, se publica el dato adelantado de confianza consumidora correspondiente a enero.

El martes, en Estados Unidos se publicará el índice manufacturero de Richmond de enero. En Europa, veremos los datos adelantados de enero de PMIs de servicios y manufacturero en la Eurozona, Alemania y Francia, que se espera muestren estabilización. Además, se publicará el PMI compuesto para la Eurozona. Otros datos a tener en cuenta serán: índice de precios a la importación de diciembre en Alemania y anuncio de tipos de interés por parte del BoJ en Japón (sin cambios previstos).

El miércoles, en Estados Unidos la reunión de la FED decidirá sobre tipos de interés, de la que no se esperan cambios, manteniéndose en mínimos de 0-0,25%. Atentos al mensaje posterior sobre cómo va evolucionando la economía y el empleo americano ante el resurgimiento de rumores sobre un nuevo QE. En el sector inmobiliario se publicarán las ventas pendientes de viviendas de diciembre con esperado incremento mensual del +1% (vs +7,3% anterior). En Europa, estaremos atentos en Alemania a la encuesta IFO de enero para la que se espera un ligero deterioro hasta 107 (vs 107,2 previo) pero que podría sorprender al igual que ocurrió con las encuestas ZEW. También prestaremos atención al PIB 4T11 en Reino Unido que podría mostrar un descenso trimestral del -0,1% (vs +0,6% en 3T11) mientras que en tasa anual crecería +0,9% (vs +0,5% en 3T11). En España se publicarán los precios al productor de diciembre. En Japón, balanza comercial de diciembre.

El jueves, en Estados Unidos veremos el índice manufacturero de la Fed de Chicago de diciembre e índice de indicadores adelantados del mismo mes. Además conoceremos datos del sector inmobiliario con las ventas pendientes de viviendas nuevas. Otras datos serán los pedidos de bienes duraderos y las peticiones iniciales de subsidio de desempleo. En Europa, destacamos la encuesta GFK de confianza consumidora en Alemania correspondiente a febrero, y en Francia la confianza consumidora de enero. Además, Merkel se reunirá con Rajoy.

El viernes, en Estados Unidos estaremos atentos al PIB 4T11 adelantado. Se espera que muestre un crecimiento del +3% intertrimestral anualizado (vs +1,8% en 3T11). Además, se darán detalles de los componentes: consumo personal, índice de precios del PIB y deflactor del consumo privado. También conoceremos el dato final de la confianza de la Universidad de Michigan de enero. En Europa, M3 de diciembre en la Eurozona y ventas al por menor de diciembre y tasa de desempleo de 4T11 en España. En Japón, el IPC de diciembre, tasa anual general y subyacente.

De cara a la evolución prevista de las bolsas, en el corto plazo la clave estará en Grecia, a la espera de que alcance un acuerdo con el sector privado (se estima que podría producirse en breve para que el lunes pueda ratificarse en la reunión del Eurogrupo), que facilitaría la entrega de nuevas ayudas -20 de marzo vencen 14.400 mln eur- y la negociación con el FMI del segundo plan de rescate (130.000 mln de euros). Cualquier avance en este sentido debería permitir que continúe la estabilización en el frente de riesgo soberano, tras la corrección de diferenciales en las dos últimas semanas gracias al éxito de las subastas de deuda en Europa.

Consideramos que el mercado tiene recogido en gran medida el comentado deterioro del fondo macroeconómico en Europa, con esperada recesión en la Eurozona y en mayor medida en países como España e Italia. En este sentido, el mantenimiento del buen tono en el frente macro en Estados Unidos podría seguir sirviendo de apoyo a las bolsas. Por el lado de los resultados empresariales, nos mantendríamos cautos a la hora de esperar un efecto positivo en renta variable dado que hasta el momento han tenido un tono mixto, lo que ha supuesto diferencias importantes en el comportamiento en bolsa de las distintas compañías que han publicado. Este hecho pone de manifiesto que el mercado discrimina mucho en función de los resultados empresariales, y castiga a aquellas compañías que no cumplen con las expectativas o decepcionan con sus guías para los próximos trimestres.

En España, seguiremos asistiendo a una elevada rumorología sobre las condiciones en que se producirá la tan famosa reestructuración del sector financiero. Los últimos datos apuntan a que se descarta por completo la creación de un "banco malo" sólo para el suelo y que las fusiones se realizarán sin esquemas de protección de activos (EPA) excepto para el caso de Unnim que ya se encuentra en proceso de subasta. Para minimizar el impacto de las medidas en la cuenta de resultados, comienza a hablarse de flexibilización fiscal y de la posibilidad de cargar las dotaciones de provisiones extraordinarias contra reservas.

En total, el Gobierno espera aprobar una reforma que suponga la dotación de 50.000 mln de euros de provisiones por parte de las entidades para cubrir principalmente su exposición al sector inmobiliario. Cómo se va a articular la reforma (tanto por el lado de las fusiones como de dotación de provisiones) sin que suponga un consumo de capital elevado (para no poner en peligro el cumplimiento de Core capital 9% para las entidades sistémicas en junio-12) está aún por ver, si bien parece inevitable asumir un deterioro en capital. La pregunta es, ¿supondrá esto una oleada de ampliaciones de capital tras lo ocurrido con Unicredito?.

En el plano empresarial, estaremos atentos a la publicación de resultados de numerosas compañías, nuevamente concentradas en Estados Unidos: Halliburton y Texas Instruments (lunes), McDonald´s, Du Pont, Yahoo!, Verizon Communications, Apple y Johnson & Johnson (martes), Abbott Laboratories, Boeing, Automatic Data Processing, United Technologies, Wellpoint y Conocophillips (miércoles), Lockheed Martín, Colgate-Palmolive, Caterpillar, Bristol-Myers Squibb, Baxter International, AT&T, Amgen, 3M, Starbucks y Time Warner (jueves), Chevron, Ford Motor, Honeywell International, Procter & Gamble y Altria (viernes). En Europa, darán a conocer sus cifras Siemens, Royal KPN, Nordea y STMicroelectronics (martes), SAP, Ericsson y Novartis (miércoles), Sabadell, H&M y Nokia (jueves) y Caixabank (viernes).

Además, estaremos pendientes de las reuniones del Eurogrupo (lunes) y del Ecofin (martes) donde podríamos tener novedades en torno al acuerdo en Grecia, la financiación del ESM, la posible tasa a las transacciones financieras y el intento de potenciar crecimiento y empleo a medio plazo.

Desde el punto de vista técnico, a corto plazo vigilaremos: Ibex 7.800 - 9.000 puntos, Eurostoxx 50 2.200 - 2.450 puntos y 1.150 - 1.350 para S&P 500. En el caso de perder estas referencias, unos rangos más amplios los establecemos en: Ibex 7.500 - 10.250 puntos, Eurostoxx 50 1.900 - 2.500 puntos y 1.075 - 1.350 para S&P 500.

En cuanto a carteras, en la de 5 grandes damos salida a Amadeus por riesgo de salida de papel por el lado de Air France. En su lugar, entra Mapfre, que ha registrado un peor comportamiento relativo en la última semana tras sufrir una rebaja de rating que entendemos debería haber estado descontada (efecto paralelo tras la rebaja del rating de España). La aseguradora cuenta con una política de retribución al accionista muy estable, visibilidad de ingresos apoyada por el mercado internacional (focalizado en Latinoamérica), y un negocio doméstico que da signos de resistencia a pesar de la delicada coyuntura en España, así como una elevada solvencia. El principal riesgo para Mapfre lo encontramos en la posible adquisición del 50% de Aviva que pueda llevar a la compañía a tener que realizar una ampliación de capital, que obviamente dependerá en última instancia del precio de la transacción. En este sentido, no descontamos que esta operación se vaya a dar en el corto-medio plazo. La cartera de 5 grandes queda compuesta por Enagás, Mapfre, OHL, Repsol y Técnicas Reunidas.

En la Europea, decidimos tomar beneficios en ING y LVMH. En su lugar incluimos Allianz, que cuenta con un mix de negocio más defensivo en un escenario de desaceleración económica, sólida posición de capital, buena gestión de activos y capacidad más que demostrada en la generación de ingresos con crecimiento de primas. También pasa a formar parte de la cartera Vinci, con visibilidad de mejora operativa apoyada por la especialización de la división de Energía. Así, la Cartera de 5 valores europeos queda formada por Allianz, Deutsche Telekom, GDF Suez, Repsol y Vinci.

En la cartera Versátil, rotamos del sector constructor hacia el de servicios, con la entrada de Dufry en el lugar de Hochtief. La entrada de Dufry viene apoyada por un buen perfil de negocio, con elevada exposición a países emergentes, entre ellos con una presencia importante en China. Asimismo, redistribuimos las ponderaciones, de modo que Dufry entra con un 10% en la cartera y subimos hasta el 15% el peso en Deustche Telekom y Ferrovial, compañías con una mayor capitalización bursátil. De esta manera la cartera Versátil queda compuesta por CAF (20%), Deustche Telekom (15%), Dufry (10%), ETF liquidez (10%), Ferrovial (15%), General Motors (10%) y Red Eléctrica (20%).